• Nacho Martín

10 razones para sonreír y conseguir tus metas

El poder de una sonrisa


Sonreír es algo que hacemos de forma habitual aunque raramente pensamos en el poder que puede tener una sonrisa. El simple acto de sonreír va mucho más allá de hacer tu apariencia amistosa o agradable. Una sonrisa tiene mucho poder. Una sonrisa puede cambiar tu vida y la vida de quienes te rodean.

No importa que idioma hables o de que cultura provengas, una sonrisa es reconocida universalmente como un signo de proximidad, una expresión de felicidad y de aceptación de la otra persona. Una acción dice más que mil palabras y la acción de sonreír te está diciendo: "Me gustas. Te acepto. Quiero relacionarme contigo".

La sonrisa es algo innato en el ser humano. Nacemos y sonreímos sin que nadie nos haya enseñado. Estamos diseñados para sonreír igual que para llorar.


¿Cuántas veces crees que sonríes al día? Piénsalo, por favor. ¿Qué cifra te viene a la cabeza?...


Dicen que los niños de hasta 6 años ríen una media de 300 veces al día mientras que un adulto considerado risueño lo hace unas 100 veces y uno con menos sentido del humor tan sólo unas 15 veces.

Un estudio sobre la sonrisa de 1997, realizado por Opinion Research Corp. International, puso de manifiesto que el número de sonrisas por día de un adulto en su hogar era el siguiente:

  • Más de 20 veces ......... 36%

  • Entre 5 y 20 veces ...... 46%

  • Menos de 5 veces ....... 14%

Sin embargo, el número de sonrisas en el trabajo disminuía:

  • Más de 20 veces ......... 28%

  • Entre 5 y 20 veces ...... 30%

  • Menos de 5 veces ....... 13%


Con todo lo que llevamos leído hasta ahora, parece que en función de la naturaleza de la persona, el estado de ánimo o el sentido del humor que tengamos, así como de nuestra edad, sonreímos más o menos. También parece que, en general, sonreímos más en casa, cuando estamos con nuestros seres queridos, que en el trabajo. Podemos también interpretar que cuanto mayores nos hacemos, menos sonreímos.

Si sonreír es algo que sabemos hacer de forma innata y natural, si sonreír es algo que te nos gusta hacer y nos hace felices, si sonreír es algo que puede cambiar nuestra vida de forma positiva, ¿por qué razones no sonreímos más a menudo?


Voy a darte motivos para sonreír. Para mostrar tu maravillosa sonrisa más a menudo.



10 razones para sonreír más

1. La sonrisa fortalece tu sistema inmunológico. Al sonreír, cambia la química de tu cuerpo. Infinidad de estudios médicos han confirmado que el acto de sonreír hace bajar el ritmo cardíaco, respiras mejor y el cuerpo se relaja, lo que se traduce en un sistema inmunológico más fuerte.


Las personas alegres, con una actitud positiva y optimista suelen enfermar menos.

2. La sonrisa mejora tu estado de ánimo. Psicólogos han descubierto que si tú realizas muecas durante 60 segundos simulando una sonrisa, no importa cómo de falsa o forzada sea, se "engaña" al cuerpo, el cuál libera serotonina y hace que te sientas mejor contigo mismo. Haciendo este ejercicio, activas una serie de músculos de la cara que están directamente conectados con las emociones de felicidad y placer. Sonriendo estás enviando señales a tus centros emocionales de tu cerebro diciéndole que todo está bien. 5 o 6 minutos de risa continuada actúan como un poderoso analgésico. Gratis y sin efectos secundarios.


Sonreír levanta tu estado de ánimo, inmunizándote contra la depresión y la angustia.

3. La sonrisa disminuye el estrés. Mientras sonríes, las endorfinas suben y la presión arterial baja. Si mides tu presión arterial antes y después de sonreír podrás comprobar que hay una diferencia sustancial. Múltiples experimentos médicos han demostrado que, una sesión de risa de 10 minutos puede conducir a una reducción de entre 10 y 20 milímetros en la presión arterial.

La risa y la sonrisa, pues, ayudan a disminuir el estrés negativo.

4. La sonrisa es un estimulante natural. ¿A veces necesitas chocolate para activarte? ¿Quién no le ha regalado una caja de bombones a un familiar que ha sido operado en un hospital para levantarle el ánimo? Según un estudio de la "British Dental Health Foundation", una bonita sonrisa puede producir la misma respuesta emocional positiva que comer 2.000 barras de chocolate.

La sonrisa potencia la creatividad y la imaginación pues cuando se ríe se segrega más adrenalina.

5. La sonrisa te abre la puerta al corazón de los demás. Varios estudios afirman que una sonrisa larga es interpretada como más auténtica y seductora. Una sonrisa larga es percibida como más atractiva, confiable y sincera. La sonrisa es un gesto de cortesía hacia la otra persona y, al hacerlo, transmitimos confianza, que pueden sentirse cómodos y seguros con nosotros y que, a la vez, nosotros nos sentimos bien con ellos, creando un ambiente cordial y propicio para establecer una relación. El hombre es un animal social. He leído en algún artículo que es 30 veces más probable reír en un entorno social que cuando se está solo. Podemos afirmar entonces que una sonrisa atraviesa los muros defensivos de la otra persona.


Una sonrisa es la llave que abre la puerta a los corazones de los demás.

6. La sonrisa hace que los demás te recuerden. Haz brillar tu sonrisa en tu próxima entrevista. Sonreír es la forma más sencilla de causar una muy buena primera impresión. Si sonríes, tienes tres veces más probabilidades de ser recordado que una persona que se muestra triste o neutral. En un mundo en que la gente, en general, piensa que la vida ya es demasiado complicada como para tener sentido del humor y sonreír a las dificultades, la sonrisa te hace diferente, te hace auténtico. Este factor diferencial, hará que te recuerden. Dale Carnegie, en su libro "Cómo ganar amigos e influir en las personas", nos decía cuál es el valor de una sonrisa:


Una sonrisa no cuesta nada, pero crea mucho. Enriquece a quienes la reciben, sin empobrecer a quienes la dan. Pasa en un instante y su recuerdo pervive a veces para siempre.

7. La sonrisa es tu camino hacia el éxito. Quienes sonríen son más propensos a conseguir lo que quieren (un ascenso, cerrar una venta, conseguir un mejor precio). Numerosos estudios han demostrado que una sonrisa juega un papel importante en el estereotipo del atractivo físico. Puedes ser más feo o más guapo, pero lo que atrae de verdad de la otra persona es una sonrisa sincera. Además, investigaciones psicológicas demuestran que las personas atractivas son percibidas como más exitosas, inteligentes y amables. Por tanto, si sonríes tendrás más posibilidades de ser ascendido en tu empresa, de atraer más gente a tu negocio y de vender más.


Existe un viejo proverbio chino que dice así:


El hombre cuya cara no sonríe ..., no debería abrir una tienda al público.

8. La sonrisa te hace parecer más joven. Sonreír es un "lifting" natural. El acto de sonreír produce una sobreoxigenación celular que elimina el aspecto cansado y las ojeras. No es verdad que la sonrisa sea la causante de las arrugas en el rostro. Al contrario, al mejorar la respiración y la oxigenación, las células de la piel se tonifican y te dan un aspecto radiante y saludable. Un estudio realizado por "Orbite", la marca de dentríficos, demostró que el 69% de la gente entrevistada encontraba más atractivas a las mujeres que sonreían que a las que simplemente se maquillaban.


El maquillaje que más embellece es una sonrisa sincera.

9. Sonreír es más fácil que fruncir el ceño. No hay un acuerdo general sobre el número exacto de músculos que necesitamos para sonreír o para fruncir el ceño. Donde todos los científicos sí que están de acuerdo es en que se requieren muchos menos músculos y esfuerzos para sonreír que para fruncir el ceño. Veamos el siguiente dibujo de un libro del año 1931: Tienes que mover 50 músculos para fruncir el ceño y tan sólo 13 para producir una sonrisa.


El tamaño de la sonrisa importa. Cuánto más grande sea tu sonrisa, más placer sentirás. Un placer contagioso. Hay estudios científicos que muestran que la gente tiene verdadera dificultad en mantener su faz seria mientras otras personas ríen. Nuestro cuerpo reacciona automáticamente y acabas riendo también.


Sonreír es más fácil que fruncir el ceño. ¡Y además, es gratis!

10. La sonrisa te hace vivir más tiempo. Cuando sonríes es difícil no ser positivo. Una actitud positiva aumenta la expectativa de vida. Investigadores de la Universidad de Columbia demostraron que las personas más felices tenían menos probabilidades de desarrollar problemas cardíacos. Parece ser que la risa libera sustancias químicas que relajan los vasos sanguíneos y se produce un efecto cardioprotector.

Al reir o sonreir estás haciendo ejercicio. Con cada carcajada se ponen en marcha cerca de 400 músculos. Es un excelente ejercicio aeróbico que ventila los pulmones y oxigena el cuerpo. El acto de sonreír disminuye la contracción muscular y en consecuencia la tensión muscular disminuye. Todo lo que tienes que hacer es sonreír más y tu vida mejorará. Sonríe cada día y vivirás más años.

Sonreír más es una sencilla forma de mejorar enormemente tu calidad de vida.

Autocoaching sobre la sonrisa

Llegados a este punto del post, te propongo hacer una dinámica que te ayudará a reflexionar y a mejorar tu autoconocimiento.


Respóndete a estas cinco preguntas de forma sincera:


1. ¿Cuántas veces sonreíste ayer? ¿Menos de 5, entre 5 y 20 veces, entre 20 y 50, entre 50 y 100, más de 100? Si no lo sabes, toma nota mañana de todas las veces que has sonreído.

2. ¿Qué personas y qué cosas te hacen reír? Haz una lista con al menos 10 personas y 10 cosas que te hayan hecho reír.


3. ¿Dónde sonríes más, en casa, en el trabajo, con los amigos? Haz una lista con los principales ámbitos sociales de tu vida y valora tu nivel de sonrisas en cada uno de ellos del 1 al 5, siendo 5 donde más sonríes. 4. ¿Qué planes o proyectos has podido tirar adelante o salvar gracias a una sonrisa tuya en los tres últimos meses? Haz una lista tanto de proyectos personales como profesionales. 5. ¿Qué puedes hacer para sonreír más todavía? Elabora un plan de acción "Más Sonrisas" en cada ámbito de tu vida.


Después de haber hecho esta dinámica,


¿Qué has aprendido?

¿Cómo te sientes?


Un regalo para ti


Quiero finalizar este artículo compartiendo un regalo que me dio un buen amigo hace ya muchos años.


Cuando te cruces con cualquier persona, la conozcas o no, aprende a utilizar dos expresiones poderosas de forma sincera y consecuente y podrás llegar a impactar e influir de forma positiva en los demás y que a la vez, te hará sentir muy bien.

Un saludo: Buenos días (o buenas tardes).
Un gesto: Una sonrisa.

Pruébalo y verás los resultados. Prueba en el trabajo: saluda al portero del edificio y sonríe, saluda a tu compañero o compañera y sonríe, saluda a tu cliente y sonríe, saluda a tu jefe y sonríe. Prueba en casa: sonríe cuando digas "¡Buenos días!" por la mañana a tu mujer o tu marido, saluda y sonríe cuando llegues a casa del trabajo y tus hijos te abran la puerta. saluda y sonríe cuando recibas la visita de tus padres o de tus suegros. Te cambiará la perspectiva.






Créditos foto:


<a href='https://www.freepik.com/photos/people'>People photo created by halayalex - www.freepik.com</a>

45 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo